top of page
Buscar

Catalogar o no catalogar, esa es la cuestión

La eterna pregunta que se hacen los propietarios de Casas con Historia


Cuando nos encontramos con una Casa Familiar que ha resistido el paso de los siglos, con su arquitectura única y su historia, surge una pregunta importante: ¿deberíamos catalogarla como Patrimonio Histórico, o no?


Esta decisión puede tener un impacto significativo en la conservación del legado cultural y en la vida de los actuales y futuros propietarios.

En este artículo, exploraremos los pros y los contras de catalogar una Casa con Historia, para que puedas tomar una decisión consciente sobre el futuro de tu preciada propiedad.


Casal Solleric en Palma de Mallorca. Fuente: DE COMPTE: Architecture for Next Generations




Los Pros de catalogar la Casa Familiar como Patrimonio Histórico

  1. Preservación del Legado Cultural: Al catalogar tu Casa como Patrimonio Histórico, estás asegurando que su valor cultural y arquitectónico se conserve y proteja para las generaciones futuras. Pero además contribuyes a gran escala, a mantener viva la historia de la región y a enriquecer la identidad cultural de la comunidad.

  2. Subvenciones e incentivos fiscales: los propietarios de casas catalogadas pueden acceder a incentivos fiscales y financiación, lo que puede aliviar parte de los costes involucrados tanto por mantenimiento como por una posible reforma. Por ejemplo, en Cataluña podrás acceder a las subvenciones de la Generalitat, y en Baleares a las del Consell. En su defecto, también puedes solicitar las ayudas del Ministerio. Siempre que el objetivo de estas ayudas no se solapen, podrás solicitarlas y conseguir la concesión de varias de ellas. También podrás solicitar ayudas a fundaciones privadas, en caso de que estas propiedades estén abiertas al público, como es el caso de la Fundación Hispania Nostra, que organiza campañas de micromecenazgo para propiedades de interés que estén deterioradas.

  3. Sentido de Orgullo: La catalogación de tu Casa como Patrimonio Histórico puede llenarte de un sentido de orgullo y pertenencia, al saber que eres el responsable del futuro de una pieza valiosa de la historia. No debe restársele importancia a este punto, puesto que de ello depende que las futuras generaciones luchen por mantener esta propiedad en la familia.

  4. Formar parte de una asociación de propietarios: el formar parte de una organización con miembros que tienen los mismos problemas, aspiraciones y necesidades respecto a su Casa Familiar, puede ser un gran alivio. En nuestro país existen fundaciones como Casas Históricas y Singulares de España así como Monumenta, la Asociación de Propietarios de Castillos y Edificios Catalogados de Cataluña. Estas entidades brindan un valioso apoyo a los propietarios al facilitar conexiones, permitir el intercambio de experiencias entre sus miembros e incentivar actividades de tipo cultural que fomentan la interacción y construcción de una comunidad enriquecedora. Además, en estas plataformas, también se congregan los herederos de estas propiedades, lo que contribuye a implicarlos activamente en el destino de su Patrimonio. Para finalizar, tanto los asociados como sus sucesores establecen vínculos con otras asociaciones similares a nivel europeo, compartiendo ideas y soluciones y validando la importancia de la globalización en la evolución del Patrimonio Histórico.

  5. Conseguir bonificaciones en el impuesto de Sucesiones: En ocasiones, los futuros herederos de Casas con Historia no son plenamente conscientes de la carga económica que puede implicar aceptar una herencia, especialmente si una propiedad está involucrada. En comunidades autónomas donde los impuestos de Sucesiones pueden acarrear implicaciones fiscales considerables, como es el caso de Cataluña, poseer una propiedad catalogada puede resultar en significativas bonificaciones o reducciones en estos impuestos. Aquellos que estén destinados a ser los nuevos propietarios podrían ahorrarse hasta un 95% de estos impuestos, si la propiedad tiene un estatus oficial de protección.

  6. Turismo y Desarrollo Sostenible: Las casas patrimoniales pueden atraer turistas interesados en la historia y la arquitectura, lo que puede tener un impacto positivo en la economía local y fomentar el desarrollo sostenible de tu comunidad.


Los Contras de catalogar la Casa como Patrimonio Histórico

  1. Restricciones en la modificación: Al obtener el estatus de Patrimonio Histórico, es probable que enfrentes restricciones en las modificaciones o renovaciones que puedas realizar en la casa. Esto puede limitar tu capacidad de adaptar la propiedad a tus necesidades o gustos personales.

  2. Costes adicionales y mantenimiento: La conservación y restauración de casas patrimoniales puede ser costosa, ya que a menudo se requieren materiales y técnicas especializadas. Además, el mantenimiento continuo para preservar su autenticidad puede generar gastos adicionales.

  3. Menos libertad para la venta: En algunos casos, el estatus de Patrimonio Histórico puede reducir el grupo de posibles compradores interesados en la propiedad, lo que podría dificultar su venta en el futuro.

  4. Trámites burocráticos: El proceso de catalogación y los trámites relacionados pueden ser largos y complejos, lo que podría resultar en retrasos o complicaciones.



Conclusión


La decisión de catalogar tu casa como Patrimonio Histórico es un tema que debe ser sopesado cuidadosamente. Si valoras profundamente el legado cultural y deseas contribuir a la preservación de la historia, la catalogación puede ser una opción gratificante. Sin embargo, también debes considerar los posibles desafíos y restricciones que esta decisión podría conllevar.


Independientemente de tu elección, mantener viva la historia es una responsabilidad compartida por todos. Por eso, si eres propietario de una Casa de cierto interés y tienes dudas sobre el futuro de tu propiedad, envíame un mail con tus preguntas a info@dcompte.com y yo te diré de qué modo te puedo ayudar en tu caso particular.


31 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo

Comentarios


bottom of page